Noticias y eventos

Cuatro mujeres profesan votos finales

junio 13, 2019

Cuatro mujeres profesaron recientemente sus votos finales como Hermanas de la Misericordia de las Américas en la capilla del Convento de la Misericordia en Merion, Pennsylvania.

Hermana Marjorie Tapia, Hermana Danielle Gagnon,
Hermana Jennifer Barrow y Hermana Marybeth Beretta

Las Hermanas Marybeth Beretta, RSM, presidenta de una escuela secundaria católica femenina; Jennifer Barrow, RSM, abogada en Brooklyn, Nueva York; Danielle Gagnon, RSM, consultora para el desarrollo; y Marjorie Tapia, RSM, enfermera geriátrica son ahora miembros permanentes de las Hermanas de la Misericordia de las Américas, una de las congregaciones católicas más grandes en los Estados Unidos.

Más de quinientas hermanas, familiares, asociadas y asociados, junto con amigos se congregaron el sábado 8 de junio de 2019 para la liturgia eucarística. Presidió la liturgia el Padre Kevin DiPrinzio, OSA, (Agustino). La Hermana Patricia Vetrano, RSM, presidenta de las Hermanas de la Misericordia del Medio Atlántico, dio la bienvenida a los invitados.

La Hermana Patricia McDermott, RSM, presidenta del Instituto de las Hermanas de la Misericordia de las Américas, les preguntó sobre su deseo de vivir la vida religiosa.

Acto seguido, las cuatro hermanas pronunciaron y firmaron de manera personal sus votos y recibieron sus anillos que simbolizan la promesa de sus votos y que contienen inscritos los lemas personalizados que inspiran sus vidas. Los votos perpetuos que profesaron son los de castidad, pobreza, obediencia y servicio a la gente empobrecida, enferma y carente de educación.

“«Estas cuatro extraordinarias mujeres decidieron dedicar sus vidas a Dios y vivir en comunidad como Hermanas de la Misericordia. Por medio de la oración y del servicio, responderán a las necesidades cambiantes de nuestro tiempo», dijo la Hermana Patricia Vetrano. «Las Hermanas de la Misericordia acogen con brazos abiertos a estas cuatro nuevas profesas llenas de fe, las recibimos con un aplauso gozoso, con afirmación y canto».”

Hermana Jennifer Barrow, RSM, asistió a Boston College, se graduó con una licenciatura en teología y estudios hispánicos. En 2003, Jen dedicó un año en Laredo, Texas, con el Cuerpo de Voluntarios de la Misericordia, ofreciendo sus servicios como trabajadora social bilingüe en la Clínica para Mujeres Hachar-Cigarroa. En 2010, Jen se graduó de Boston College Law School con título de doctorado en leyes. Fue admitida al Colegio de Abogados de Nueva York el mismo año. Jen sirve actualmente como abogada de inmigración en Brooklyn Legal Services en Brooklyn, Nueva York.

Hermana Marybeth Beretta, RSM, trabaja actualmente como presidenta de St. Mary Academy - Bay View en Riverside, Rhode Island. Se encontró por primera vez con las Hermanas de la Misericordia mientras asistía a la Universidad Salve Regina en Newport, Rhode Island. Después de más de 20 años como Directora Financiera de LaSalle Academy en Providence, Rhode Island, Marybeth decidió ser Hermana de la Misericordia.

Hermana Danielle Gagnon, RSM, se encontró con las Hermanas de la Misericordia mientras trabajaba para Medicines for Humanity (Medicinas para la humanidad), una organización sin fines de lucro que realiza proyectos de salud para mamás y niños en los países en vías de desarrollo. También trabajó en Hope Partnership for Education (Asociación Esperanza por la Educación), un centro educativo en el Norte de Filadelfia y se desempeñó como directora ejecutiva de St. Patrick’s Center en Wilmington, Delaware, un centro sin fines de lucro que provee servicios para personas sin hogar. Actualmente sirve como consultora para el desarrollo en Cranaleith Spiritual Center, un centro de conferencias y retiros en Filadelfia, Pennsylvania. También está estudiando para ser directora espiritual.

Hermana Marjorie Tapia, RSM, descubrió a las Hermanas de la Misericordia mientras asistía a Mount Saint Mary Academy, una escuela secundaria privada para jovencitas en Watchung, Nueva Jersey. Mientras estaba en la secundaria, Margie hizo voluntariado en McAuley Hall, la instalación de retiro para las Hermanas de la Misericordia en el campo escolar. Margie se hizo Asociada de la Misericordia en su penúltimo año universitario en Boston College, donde obtuvo un título de enfermería. Después, con una maestría en enfermería de New York University, trabajó como enfermera geriátrica practicante y como miembro adjunta de College of St. Elizabeth. Margie, administradora de un hogar para ancianos, trabaja actualmente como directora de servicios para la atención a la salud/envejecimiento de Religious Teachers Filippini en Morristown, Nueva Jersey. Varias hermanas de esta congregación religiosa asistieron a su profesión.

[Fotos de Sarah Webb]

Volver a Noticias